*Conservadores y radicales de izquierda quienes dicen no a la Termoeléctrica

*Es la tercera ocasión de se pronuncia a favor del proyecto, pero habrá consulta

Por José Luis Garcitapia

Cuautla, Mor.- El presidente Andrés Manuel López Obrador defendió nuevamente las bondades de la Termoeléctrica de Huexca y calificó como “radicales de izquierda” a quienes se oponen al proyecto, mismo que garantizará el suministro de energía eléctrica a Morelos.

Luego de que los asistente abuchearon al gobernador Cuauhtémoc Blanco, el tabasqueño de inicio pidió que lo escucharan “ para que se comprenda bien cuál es nuestro planteamiento”, toda vez que en las últimas dos semanas ha expresado su respaldo al proyecto de la Comisión Federal de Electricidad.

“No quiero nada más que me confundan, yo no soy corrupto, ni soy autoritario. Y vengo a Cuautla a hacerles la presentación de lo que nosotros vamos a poner a consideración del pueblo y hay que irnos acostumbrando a la democracia… en la democracia es el pueblo el que manda, es el pueblo el que decide”, apuntó.

Andrés Manuel sostuvo que la Termoeléctrica y el gasoducto son proyectos impuestos y que le heredaron a su gobierno, ¿pero qué sucede? Ya se tendió un tubo, ya se hizo una planta. Le cuesta a la nación, a todo el pueblo, 25 mil millones de pesos. ¿Qué tenemos que hacer? Pues, vamos a consultar a la gente. ¿Qué les digo?”

Informó que ya habló con los técnicos sobre si la Termoeléctrica contamina el agua y afecta el abasto del líquido y la respuesta fue: ‘No hay problema, no se va a agotar el agua, ni se va a contaminar el agua”.

Sostuvo que el problema radica en el manejo del agua en los canales, porque se pierde volumen, por lo que es necesario revestirlos, pero “el proyecto que se tiene es tratar el agua negra en vez de contaminar, es tratar el agua contaminada, limpiarla para usarla y luego volverla a limpiar y poderla reutilizar en la agricultura, sin afectar, eso es lo que me dijeron”.

Anunció que su gobierno solicitará a la ONU certifique la calidad del agua y que ese organismo sea el que decida si se va a utilizar el agua o no para la termoeléctrica.

“Ese es el compromiso. Venimos a decirles que en el caso de que se apruebe, de que sí empiece a operar la termoeléctrica, va a ser a partir de un certificado de la Unesco, de la ONU, para que quede claro que no hay contaminación del agua”, apuntó.

López Obrador anunció que como reparación del daño, en el caso de que se apruebe que opere la Termoeléctrica, todo Morelos y los municipios de Tlaxcala y de Puebla por donde pasa el gasoducto van a tener la tarifa eléctrica más baja; además habrá un programa especial de revestimiento de canales y de apoyo para la producción en los ejidos.

“Lo único que quiero es que todos actuemos con responsabilidad, que no digan: ‘Fue la decisión el presidente’. No. Fue la decisión del pueblo, cualquiera que sea la decisión del pueblo”.

“Ya lo hicimos con el Aeropuerto de la Ciudad de México; fue una consulta, la que dijo: ‘No’. Ahí se quedó el aeropuerto y se va a construir el nuevo aeropuerto en Santa Lucía, lo mismo aplica para Morelos con la termoeléctrica. No puede haber dos varas para medir, es lo mismo y aunque griten, aunque haya gritos y sombrerazos, va a ser el pueblo el que va a decidir sobre este asunto”.

El presidente de la República aseguró que entiende que hay ambientalistas auténticos, pero también hay intereses creados en este caso; y ante los gritos y molestia de los asistentes que no están de acuerdo con la Termoeléctrica, de inmediato les respondió:

“Escuchen, radicales de izquierda, que para mí no son más que conservadores, escuchen: Si no se utiliza la termoeléctrica de la Comisión Federal de Electricidad de una empresa de la nación, en vez de tener la luz para alumbrar todo Morelos, tendríamos que seguirle comprando la luz a las empresas extranjeras. Así de claro. Entonces, a la hora de votar nada más piensen en eso”, remató.

López Obrador reiteró que la consulta se realizará los días 23 y 24 de febrero; se van a instalar casillas en todos los pueblos (de Morelos, Puebla y Tlaxcala) y se va a brindar información a la población.

“Los que se oponen que vayan a las comunidades y que vayan y que informen por qué no debe de aplicarse este programa de generación de energía eléctrica, los que estén a favor que hagan los mismo y que le tengan confianza a la gente, porque el pueblo no es tonto, tonto es el que piensa que el pueblo es tonto”, agregó.

El tabasqueño por último recriminó a sus opositores que “ahora que llegamos nosotros resulta que se levantan los de la extrema izquierda en contra del gobierno. Por eso reafirmo que son conservadores. ¿Qué cosa es ser conservador? Es como su nombre lo indica, el que apuesta a que las cosas no cambien, que se conserven ¿para qué? Para sacar provecho”.

Y “nosotros no queremos conservar nada, queremos transformar, cambiar esta realidad de opresión y de injusticias y acabar con la corrupción y acabar con la impunidad, para que así le podamos heredar a nuestros hijos un México con dignidad y con justicia”.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *