Ante el grave daño ecológico causado al paraje denominado Monasterio del poblado de Santa María Ahuacatitlán, en Cuernavaca, el Congreso del estado solicitó la intervención urgente de la Secretaría del Medio Ambientes y Recursos Naturales (Semarnat), del gobierno del estado y el capitalino, derivado de la tala inmoderada de árboles y el humo que generan los hornos de carbón.
Por unanimidad, el Pleno del Congreso del estado, aprobó el punto de acuerdo que impulsó la diputada de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Alejandra Flores Espinoza, a fin de que la Semarnat explique el proyecto autorizado para el «aprovechamiento de recursos maderables y no maderables» en una superficie de 50 hectáreas en Santa María Ahuacatitlán.
La legisladora por el Primer Distrito con cabecera en Cuernavaca indicó que existen denuncias de los pobladores por el daño que ha sufrido el paraje, perteneciente al corredor ecológico Chichinautzin. Sin embargo, las autoridades de la Semarnat, y mucho menos del gobierno del estado y el ayuntamiento de Cuernavaca, han intervenido ante tal destrucción al entorno ecológico.
«Los pobladores han percibido ya, a raíz de este problema, un cambio climático en su entorno, ya que ha dejado de llover, ha escaseado el agua y han presentado enfermedades respiratorias por el humo de los hornos, afectando uno de los pulmones de oxigenación de nuestra ciudad capital», expresó.
Ante la preocupación de los pobladores por el daño causado y el proyecto autorizado por la Semarnat para afectar 50 hectáreas, el cual ya ha presentado diversas anomalías, la diputada consideró que es urgente que las autoridades competentes actúen, pues se trata de una zona protegida en Morelos que, de ninguna forma, tendría que ser afectada.
«Exigimos que de forma inmediata y urgente que las autoridades federales, estatales y municipales intervengan y resuelvan este conflicto que afecta el medio ambiente y la salud de las personas que viven en el poblado de Santa María Ahuacatitlán, para que se frene, proteja y respete el área protegida de flora y fauna que pertenece al corredor biológico Chichinautzin, y no se siga cometiendo un ecocidio, que sin duda perjudicara el ecosistema de nuestra entidad», manifestó Flores Espinoza en el punto de acuerdo que fue enviado a las dependencias antes citadas para su pronta respuesta.

“Al inicio de esta administración había aquí unidades abandonadas y personal del Heroico Cuerpo de Bomberos sin equipo adecuado de auxilio, al igual que el personal de Protección Civil, por lo que esa situación se ha revertido y las agrupaciones de emergencias de Cuernavaca cuentan con los recursos adecuados para atender los llamados de la población».

Así lo manifestó la mañana de este martes, el alcalde Antonio Villalobos Adán al hacer entrega de equipo y herramientas de trabajo al Heroico Cuerpo de Bomberos (HCB) y a elementos de la Subsecretaría de Protección Civil (SPC), con los que cumplirán la misión de atender emergencias, así como difusión de las acciones preventivas contra el Covid-19.

Por su parte, el titular de la SSP de Cuernavaca, Francisco Javier Calderón Medina, informó que el equipamiento consta de chaquetones, botas, cascos, poleas y herramienta diversa que se suma al proceso de dignificar a los cuerpos de seguridad y emergencias.

En las instalaciones de Base Zapata, el edil destacó que durante su administración se han destinado recursos para dignificar el trabajo del personal de la SPC con vehículos, uniformes y equipo de protección contra incendios.

Señaló que estos insumos les ayudarán a mejorar sus funciones de salvaguardar la integridad física y patrimonial de los ciudadanos; además, los exhortó a redoblar esfuerzos y entregar lo mejor de sí ante la próxima temporada de estiaje.

“Sin duda la prevención es muy importante, por eso necesitamos el apoyo de la ciudadanía. La protección civil involucra a todas las instituciones y a la sociedad para resguardar, no solo a nuestro entorno, sino a nuestros seres queridos”, enfatizó el funcionario.

El jefe de la policía capitalina expresó que en esta nueva etapa de la corporación se tiene plena coordinación con las corporaciones que integran la Mesa Estatal de Coordinación para la Construcción de la Paz, para implementar operativos que contrarresten el fenómeno delictivo.

“Esta unión de esfuerzos también involucra a la Coordinación Estatal de Protección Civil, con quienes ya generemos durante el Operativo Pasajero Seguro las estrategias pertinentes para reducir los contagios de Covid-19 en el transporte público”, puntualizó.

En el acto de equipamiento participaron Enrique Clement Gallardo, coordinador Estatal de Protección Civil; Irving Escobar Morales, regidor de Planificación, Desarrollo, Seguridad Pública y Tránsito y Luis Noé Bretón Pérez, encargado de despacho de la SPC.

Perspectiva Electoral
Por Marcos Pineda

No solamente los profesores y directivos del sector público de la educación han sido foco de interés para los partidos y sus líderes. También lo han sido los que pertenecen al sector privado, así como los empresarios del mismo ramo. No todos los empresarios de la educación han estado interesados en la política, pero los que sí, han jugado papeles relevantes en distintos momentos.
Algunos casos sonarán bastante conocidos. Magda Ponce, José Hernández, Karl Ayala y, por supuesto, el que me ocupa hoy, Jorge Arizmendi. El día de ayer formalizó su candidatura al interior del otrora efímeramente poderoso Partido de la Revolución Democrática (PRD).
En el año 2009, bajo el proceso de selección por encuestas, de la dirigencia estatal del Partido Revolucionario Institucional (PRI), que le llevó a ganar casi carro completo en esa elección, Arizmendi fue uno de los quince candidatos del PRI que ganaron la contienda para una diputación local, en el proceso en que el PRI hizo su mejor papel en 21 años, bajo la dirección de Guillermo del Valle, quien ahora competirá por la presidencia municipal de Cuautla, como siempre, bajo las siglas del PRI.
Luego de la diputación local, en el 2012, Arizmendi intentó ser candidato a presidente municipal por el PRI, pero quien obtuvo la nominación fue Jorge Morales Barud, que también ganó, a pesar de que la ola perredista llevó al triunfo electoral a Graco Ramírez, como gobernador. Pero a la postre, Morales Barud hizo un gobierno de poca trascendencia, entregando la silla en la siguiente elección al hoy gobernador, Cuauhtémoc Blanco.
En el 2015, Jorge Arizmendi fue nuevamente candidato a diputado local, pero ahora por el partido, en ese entonces en el poder, el PRD, hecho que le fue duramente cuestionado por sus antiguos compañeros del PRI. Para el mes de abril de ese año, yo ya había hecho las encuestas que me dieron una clara idea de quiénes tenían posibilidades reales de ganar en las contiendas. Ni Jorge Arizmendi, en la diputación local, ni Jorge Messeguer, para la presidencia municipal, estaban en esa lista.
Sin embargo, Jorge Arizmendi estaba muy echado para adelante y se mostraba seguro de sí mismo, de lo que consideraba sería un triunfo personal y no del PRD o de Graco Ramírez. La única vez que coincidimos personalmente en esos meses fue en un restaurante, famoso en Cuernavaca por su pastelería y sus cuernitos de higo. Ahí, Jorge me aseveró, en el tono de ¡escúchalo bien!, “voy a ganar”, con una seguridad que ya quisieran tener muchos de los que hoy contenderán.
Como suelo hacerlo, no discuto si no es con base en información comprobada, que se base en datos estadísticos. Considero útil la información cualitativa, tanto como la argumentación lógica, pero de ninguna manera las considero definitivas. Para mí los números, tan fríos como puedan ser, son los números. Y en esa ocasión los números no favorecían a Jorge Arizmendi, a quien tenía en buena estima, pero que no por eso le iba a endulzar el oído diciéndole lo contrario.
Como la mayoría de los candidatos del PRD, no pudo ganar la curul. Hoy, ve coronada su aspiración de competir por la “joya de la corona”, por la capital del estado. Y aunque las condiciones en las que llega como partido, el PRD, son adversas, la atomización del voto que producirá la presencia en la boleta de candidatos de 20 ó 21 partidos políticos, seguramente lo anima a considerar posibilidades.
Para el PRD, Arizmendi representa su carta fuerte, una buena decisión, por los votos que atraerá. Para Arizmendi, todo está por verse. Su gran ventaja es que llega con recursos, con experiencia. Habrá que medir qué tantos puntos negativos traigan consigo él y su partido, además de que el equipo del que se rodee, efectivamente le sea de utilidad y, no le vendan espejitos y castillos en el aire.
Y para iniciados…
Parece que los partidos políticos de nueva creación ya están cayendo en la cuenta de que hay mucha diferencia entre esperar el momento oportuno para dar a conocer los nombres de sus candidatos y aletargarse, creyendo que con ello los protegen de un desgaste prematuro. Están bien equivocados. Ésta, será una elección más de nombres que de logotipos y mientras más se tarden, más oportunidades perderán en todos sentidos. Bienestar Ciudadano, Renovación Política Morelense y Progresa, ya van avanzados en sus acuerdos. Veremos quién de ellos da el primer paso. Las máximas, por algo se llaman así, por eso aquella de que “el que pega primero, pega dos veces”.
Excelente martes.
La información es PODER!!!

Francisco Hurtado Delgado

En el pasado se estilaba manipular y hacer uso de los programas sociales para condicionar al electorado en favorecer a un partido político y a candidaturas, ahora atendiendo el reclamo social, como se dijera en el argot social, la ley ya tiene más dientes y filosos. ¿Conoces en qué consiste la modificación a la normatividad en materia penal-electoral?
En primer término, puntualizo que la reforma y fusión del artículo 167 del Código Nacional de Procedimientos Penales, respecto a las causas de procedencia en el que el Juez de control en el ámbito de su competencia, ordenará la prisión preventiva oficiosamente en los casos de uso de programas sociales con fines electorales. Es decir, la ley de delitos electorales establece los supuestos que ameriten prisión preventiva oficiosa de conformidad, con lo dispuesto por el párrafo segundo del artículo 19 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.
En segundo término, se reforman, adicionan y derogan diversas disposiciones de la Ley General en Materia de Delitos Electorales, en donde se añade un párrafo segundo al artículo 6; así como los artículos 7 Bis y 11 Bis, de la Ley General en Materia de Delitos Electorales. Concretamente se detalla, la prisión preventiva, cuando se cometan los delitos relacionados con el uso de programas sociales con fines electorales.
He referido en mis reflexiones anteriores sobre los delitos electorales, en esta ocasión profundizo en el artículo 407 del Código Penal Federal, sobre la reforma publicada en el Diario Oficial de la Federación el pasado 19 de febrero, en la que entró en vigencia a partir de las 00:01 horas del día 20 de febrero del presente año.
El sentido común nos indica, que los tiempos han cambiado, pero también debe cambiar nuestra cultura cívica y democrática, porque la corrupción avanzará mientras nosotros nos mantengamos indiferentes; es decir, en nosotros estará el deber de que cerremos la llave, para que el voto que reciban los candidatos y a favor de su partido político, sean por el proyecto que ofrecen y no por la dadiva o mal uso que hacen de los programas sociales y de la manipulación de su propaganda política.