*Han demostrado que son capaces de sacar adelante a su familia y cambiar su vida y su futuro

*No a falsos valores que quieren mantenerlas sometidas al maltrato, menosprecio y violencia masculina

Xochitepec, Mor.- Las jefas de familia de Morelos son capaces de sacar adelante a sus hijos y así lo han demostrado a través del éxito que ha tenido el programa Empresas de la Mujer Morelense, que a la fecha ha beneficiado a más de 12,300 de ellas, afirmó el gobernador Graco Ramírez al encabezar la cuarta entrega de recursos para el impulso de proyectos productivos.

Sostuvo que ellas son factor de reconstrucción de la familia y representan la posibilidad de alcanzar la paz y la seguridad en Morelos; y cuestionó la visión tradicional de la familia hombre-mujer, cuando en la realidad también son familia los hogares encabezados por las mujeres.

En este sentido, Graco Ramírez lamentó que se continúe inculcando “falsos valores” a las mujeres, como el decirles que sin un hombre no valen y cuyo objetivo es mantenerlas sometidas al maltrato, menosprecio y violencia masculina.

Agregó que hoy en Morelos las mujeres tienen la posibilidad de cambiar sus vidas y no permitir que ningún hombre decida por ellas su futuro y el de sus hijos.

Acompañado por su esposa, Elena Cepeda, presidenta del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF Morelos), y la secretaria de Desarrollo Social, Blanca Almazo Rogel, el gobernador del estado recordó que entre 2011 y 2012, siendo senador de la República, las principales peticiones que recibía de las mujeres era apoyo para comer y para que sus hijos continuaran los estudios; además de que conoció la historia de vida, de maltrato, violencia y abandono de muchas.

Por ello, indicó, su gobierno tomó la decisión de impulsar una política social de reconocimiento al valor de las mujeres y de atención a sus principales preocupaciones como madres. Así, dijo, nacieron los programas Empresas de la Mujer Morelense y Beca Salario, cuyo objetivo es que ellas saquen a sus familias adelante y que sus hijos sigan estudiando. Hoy, agregó, es un compromiso cumplido de su gobierno con todas ellas.

En este sentido, Graco Ramírez les pidió defender los programas sociales Empresas de la Mujer Morelense y Beca Salario y no permitir que se los quiten quienes no les gusta el empoderamiento de las mujeres y la entrega de apoyo para que adolescentes y jóvenes continúen sus estudios, con lo que pueden empezar a cambiar sus vidas. “Que lo escuchen los que no respetan a las mujeres”, apuntó.

El gobernador y la presidenta del DIF Morelos iniciaron este martes la entrega de 50 millones de pesos para el impulso de 829 empresas, en las que participan 3,232 jefas de familia. De manera simbólica recibieron los primeros apoyos el Taller de Costura “Jorgito”, el Restaurante “Las Patronas” y la antojería “General Emiliano Zapata”.

Asimismo, reconocimientos a las empresas “Modas Linda”, “Papelería Y” y “Antojería del Mar”, que han hecho uso de recursos del Fondo Morelos para refinanciar la ampliación de sus instalaciones y han triplicado las fuentes de empleo con las que iniciaron.

Hasta el momento, Empresas de la Mujer Morelense ha beneficiado a 12,325 jefas de familia, con un total de 3,433 proyectos productivos y una inversión de 200 millones de pesos; lo que implica el compromiso cumplido del Gobierno de Visión Morelos.

Cabe señalar que la meta sexenal es alcanzar 15,000 mujeres, sin embargo, el gobernador Graco Ramírez amplió este martes a 20,000 este objetivo al término de su administración.

En vísperas de la revisión contractual, que se llevará a cabo en noviembre de este año, el Sindicato Único de Trabajadores de Industrias Tecnos “Cartuchos”, adherido al SINCA, que lidera Filiberto González López, unos 500 sindicalizados, de los 823, participaron en la primera asamblea donde se constituyó la Comisión Revisora y de forma unánime reprobaron la representación y la forma de cómo huyo Andrés Tufiño Barrera, ya que desde hace dos años dejó de dar la cara a los trabajadores.

Fernando García Reza, secretario general de la organización sindical, dijo que con la integración de la comisión revisora que se encargara de sentarse con la parte patronal buscará que todas las conquistas y logros para mejorar el desempeño de los 823 sindicalizados sean incluidos en el contrato colectivo de trabajo y, no sólo eso, sino que se pedirá un mejor trato por quienes están encargados de vigilar la planta (empresas de seguridad), ya que violan las garantías individuales de los trabajadores, al exigirles tanto a hombres como mujeres que les muestren y abran sus carteras y bolsas, lo que constituye una denigrante actuación de los elementos de seguridad privada, toda vez que en ocasiones actúan de manera prepotente y hacen uso excesivo de su mando.

“Una situación es lo que mandata la Secretaría de la Defensa Nacional sobre las acciones de extremar la vigilancia en la planta de Cartuchos, con más 50 años de historia, por lo que se produce y, otra es el abuso de quienes ni siquiera son elementos del Ejército Mexicano, sino elementos de empresas de seguridad privada que actúan sin respetar el reglamento interno de la empresa”, dijo el líder sindical.

Por su parte, Filiberto González López, secretario general del comité ejecutivo del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Industria de la Construcción y Acarreos de la R.M., se comprometió a proteger y velar –como ha sucedido en los últimos dos años- por los intereses de los 823 sindicalizados, tan es así que al año se logró que al año se entreguen tres uniformes de buena calidad, se lograron bonos y otras prestaciones que serán plasmadas en el contrato colectivo de trabajo para evitar que se dejen de dar y, lo más importante, “negociaremos con el patrón y las empresas de seguridad para que se termine de una vez por todas con las exhaustivas revisiones a obreras y obreros, acuerdo que también será plasmado en el documento final de noviembre.

Ante la petición de imponer categorías en cada departamento, González López dijo que es otro punto que se tocara en la revisión y que todo hace indicar que se darán por la disponibilidad de la empresa.

*La UAEM esta para educar e investigar, no para hacer negocios, sostiene Juan Manuel Portal

*La Universidad se quedó con un porcentaje de los contratos de bienes y servicios, mismos que no existen

*La subcontratación de empresas se registró hasta en tres ocasiones y eso es desvío de recursos

Ciudad de México.- El titular de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), Juan Manuel Portal, reiteró que si hay desvío de recursos federales en la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM) y que la ciudadanía en general puede acceder a la información a través del portal de la dependencia a su cargo, pues es información pública.
Durante el programa Despierta, del periodista Carlos Loret de Mola, que se trasmite a nivel nacional, el funcionario precisó que si hay irregularidades en la cuentas de la UAEM y están reportadas en la auditoria aplicadas durante dos años a la máxima casa de estudios de Morelos.
Juan Manuel Portal indicó que encontraron contratos de bienes y servicios que no corresponde a los fines de la Universidad. Pero además la UAEM se quedó con un porcentaje de los recursos al subcontratar empresas, mismas que también subcontrataron a otras y estas hicieron lo mismo.
«La Universidad está para educar, está para investigar, no para ser un comprador intermediario. Pero no es solamente eso sino los recursos que se contratan para que les den servicios o bienes, la Univeridad se queda con un porcentaje y subcontrata y esta vuelve a subcontratar y esta vuelve a subcontratar. Y lo que encontramos es que no están los servicios y tampoco están los bienes», remató el auditor federal.
Cabe señalar que la ASF presentó denuncias en contra de la UAEM por el desvío de 430 millones de pesos provenientes de la Federación de 2012 a 2014, si embargo, se habla que el desfalco supera los mil millones.
Mientras que el rector Alejandro Vera Jiménez, quien en principio negó los hechos y luego los aceptó, confirmó que sin autorización del Congreso de Morelos, obtuvo un crédito bancario por 460 millones de pesos para hacer frente al déficit financiero de la UAEM.