*Se comprometió a trabajar para devolverle la paz, justicia y tranquilidad a la gente

* Hay mucho trabajo que llevar a cabo, cuentas que aclarar y justicia que hacer valer

En Sesión Solemne del Congreso del Estado, Cuauhtémoc Blanco Bravo rindió protesta al cargo de gobernador de Morelos, ante miles de morelenses, ex gobernadores, mandatarios de otros estados, dirigentes políticos, empresariales, religiosos y sociales. “Se los dije antes y se los digo ahora: no les voy a fallar”, advirtió.

“Mi compromiso con todos los morelenses es trabajar para devolverles la paz, justicia y tranquilidad. Soy una persona que honra su palabra porque sabe lo que es luchar todos los días muy duro para salir adelante, por eso mi trabajo está dirigido al crecimiento de Morelos”, afirmó.

Cuauhtémoc Blanco indicó que “como sociedad nunca debimos acostumbrarnos a la violencia ni a la corrupción; vamos a quitarlas del camino para avanzar. No será sencillo, pero sí necesario, les aseguro que valdrá la pena; es momento de tomar el rumbo correcto”.

Expresó su respaldo a las mujeres a las que les dijo que “vamos a luchar por erradicar la violencia de género; no más feminicidios ni agresión hacia ustedes en Morelos”.

El nuevo gobernador aseguró que la gente de Morelos está dolida por promesas incumplidas, por lo que pondrá todo su esfuerzo para lograr un cambio para bien en la entidad.

“En ustedes veo la fuerza y las ganas que tienen de salir adelante, pero también veo su enojo y dolor por el actuar de representantes que fallaron a sus promesas y vendieron con descaro la dignidad de todos los ciudadanos”.

“Hay familias que aún viven en las calles a un año del sismo del 19 de septiembre, en el Sector Salud no hay medicinas, no tenemos seguridad; hay morelenses que sufrieron asaltos, personas que se encuentran desaparecidas, padres que perdieron a sus hijos y mujeres que fueron cobardemente asesinadas, y eso va a cambiar… Hay mucho trabajo que llevar a cabo, cuentas que aclarar y justicia que hacer valer”.

Cuauhtémoc Blanco aseguró que le fue heredada una administración saqueada y un Estado abandonado, “pero también recibo a Morelos y su infinito potencial, un lugar lleno de gente buena, noble, talentosa y trabajadora, repleto de campos fértiles, con un clima único e increíbles paisajes, un paraíso digno de representar a México y convertirse en Anfitrión del Mundo”.

Tras calificar el suyo como “un gobierno ciudadano”,  indicó que “vamos a lograr alcanzar cualquier meta sin importar los obstáculos; regresaremos a esta tierra la grandeza que perdió hace tantos años, para poder salir sin miedo a la calle de nuevo y educar a nuestros hijos en un mejor ambiente; demostremos con orgullo lo que significa ser parte de Morelos”, comentó.

El evento se llevó a cabo en la Plaza de Armas “General Emiliano Zapata”, espacio que fue habilitado como sede del Poder Legislativo; y acudieron en representación del presidente Enrique Peña Nieto, el secretario de Desarrollo Social, Eviel Pérez Magaña, y Andrés Manuel López Obrador,  la Ministra Olga Sánchez Cordero, próxima secretaria de Gobernación.

Cabe señalar que, previamente se llevó a cabo una misa en la Capilla de la Tercera Orden en la Catedral de Cuernavaca, donde Cuauhtémoc Blanco y su equipo de trabajo recibieron la bendición para llevar a buen puerto el rumbo de Morelos.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *