*Hermanos Yáñez Moreno responsables de la crisis en el Ayuntamiento

La regidora Karla Jaramillo Sánchez urgió al alcalde Cuauhtémoc Blanco Bravo a presentar un plan de disciplina financiera, baso en austeridad y racionalidad presupuestal, pues de lo contrario podría colapsar en octubre próximo el Ayuntamiento de Cuernavaca, lo que implicaría la incapacidad financiera para la prestación de los servicio públicos y afectación a los derechos de los trabajadores.

En conferencia de prensa, la regidora priista culpó los hermanos Julio y Roberto Yáñez Moreno, diputado local y ex secretario del Ayuntamiento, de haber llevado al gobierno de Cuernavaca a esta crisis al elevar el gasto corriente y operativo; y de la contratación de funcionarios sin capacidad alguna ni experiencia para el correcto desempeño de sus responsabilidades.

“Queda claro que la mala administración que se ejercía desde la Secretaría del Ayuntamiento o lo que es peor desde una oficina del Congreso del Estado, ha puesto a Cuernavaca al borde de la quiebra y sólo la experiencia del tesorero (Alejandro Villarreal Gasca) ha podido evitarla, hasta el momento”, explicó.

Karla Jaramillo celebró la decisión de Cuauhtémoc Blanco de sacudirse a los hermanos Yáñez Moreno, porque después de seis meses decidió asumir el cargo de presidente de Cuernavaca, al que fue electo. Pero es necesario que asuma su responsabilidad de manera urgente para atender las finanzas públicas municipales.

“La desvinculación de los hermanos Yáñez y el nombramiento de secretarios que respondan a las órdenes del presidente municipal eran impostergables”, consideró.

La regidora informó que en seis meses los ingresos municipales fueron de 638 millones de pesos, de los cuales 288 corresponden a Participaciones Federales y 348 millones a ingresos propios. Estos ingresos son menores a los previstos, sólo el ayuntamiento ha recaudados 40 por ciento menos de lo presupuestado.

Pese a esta reducción, al sexto mes del año ya se ejercicio el 66 por ciento de los destinado para servicios personales, y el 60 por ciento de lo correspondiente a servicios generales.

Además, Karla Jaramillo denunció que no obstante la reducción de los ingresos hay 12 millones de pesos sin comprobar por parte de diversos funcionarios. Y el ex secretario del Ayuntamiento debe 248 mil pesos, que utilizó de manera indebida y que implicarían que el gobierno municipal le finque responsabilidades administrativas y penales.

Karla Jaramillo indicó que han sido seis meses de repartir culpas, experimentar con funcionarios sin perfil ni capacidad, por lo que llegó la hora de corregir.

Por último, pidió al alcalde desclasificar los contratos signados con la empresa que donó el asfalto de calles y avenidas, porque es eviten que existen irregularidades en dichos convenios. “Sería una buena señal de que Cuauhtémoc Blanco ha tomado las riendas del municipio y que en efecto no tolerará la corrupción”, concluyó.

José Luis Garcitapia

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *