Perspectiva Electoral
Por Marcos Pineda
Las fechas conmemorativas, mientras más llamen la atención del pueblo en general, más forman parte de los calendarios de actividades políticas. Tal es el caso de ayer, Día Internacional contra la Violencia hacia la Mujer, que no podía dejar de ser aprovechado por quienes aspiran a ser candidatos a algún puesto de elección popular o a colarse entre las posiciones plurinominales, para mostrarse, principalmente ante las electoras, pero también ante los hombres, como personas dignas de confianza por su compromiso contra la violencia de género y su decidida vocación democrática, incluyente y de plena paridad.
Nada más alejado de la realidad, que un político cuyas actitudes en lo privado y referencias en lo público, han demostrado su carácter machista, excluyente e incluso violento, aparentando comprender, fomentar y apoyar las causas de las mujeres. Sí hay algunos que son buenos actores y logran convencer a los más crédulos de sus supuestas sanas intenciones, pero otros a quienes ni les queda ni se les cree media palabra.
Hace no mucho tiempo, en el pasado proceso electoral oí decir de uno de esos políticos, cuando acababa de escuchar las peticiones de un grupo de mujeres, que demandaban espacios de participación política, en virtud de la paridad de género: “déjalas, ahorita es campaña y en campaña todas las respuestas son sí, ya después veremos”. Y también, los que han estado inmersos en los procesos de selección de candidaturas, se han dado cuenta de que los líderes partidarios se ven obligados a dar candidaturas a las mujeres porque así son las reglas hoy en día, pero no porque estén ni concientizados ni comprometidos con las causas de las mujeres. Cuando se les escucha en privado, lo que jamás aceptarían repetir en público, acerca de las mujeres en la política, la decepción es mayúscula.
Y si tomamos en cuenta las opiniones hasta de los que se dicen o se han construido de alguna manera una imagen de conocedores de las ciencias jurídicas, apelando a que no debería haber distinciones entre homicidio y feminicidio, por ejemplo, aduciendo que se trata del mismo tipo de delito, lo menos que podemos señalarles es que más allá de la técnica jurídica, la distinción en las leyes obedece a la necesidad de visibilizar la violencia contra la mujer. Pretender que no se distingan, jurídica y técnicamente, las causas de la violencia feminicida, aunque no sea de manera consciente, porque queda claro que al menos a este tipo de personas si algo les hace falta es conciencia, muestra proclividad a que no se sepa en detalle, con precisión, la magnitud de este flagelo en nuestra sociedad.
Lo mismo es aplicable a la violencia política de género. Ya veremos si de verdad, todos esos compromisos y cartas de buenas intenciones se ven cumplidos en la realidad, cuando las definiciones de candidaturas y las campañas electorales se lleven a efecto. Ellos mismos no podrían incumplir su palabra públicamente, porque podrían ser objeto de apercibimientos o sanciones legales, pero sí sabemos que para eso tienen a sus operadores de redes sociales, donde la violencia política de género, podemos anticipar, tendrá un amplio frente de batalla.
Ya veremos si en los hechos, los políticos, cumplen su palabra de no incurrir en violencia contra las mujeres, sea por sí mismos, o por medio de sus equipos o sus seguidores.

Y para iniciados
Precisamente ahí está uno de los compromisos que deberían pensar en firmar los políticos de cara a las organizaciones de mujeres y, en general, ante la sociedad, el no utilizar las redes sociales para denostar de ninguna manera a ninguna persona, pero particularmente a las mujeres que participen en política, ya que hemos visto cómo, cobardemente, bajo el cobijo del anonimato y la creación de perfiles falsos y supuestas páginas informativas, más falsas que un billete de trescientos pesos, le han dado vuelo a la calumnia y a la diatriba. Por eso yo le sugiero que ni haga caso de esos supuestos medios informativos, es muy fácil, a su alcance está bloquearlos y listo.
Excelente jueves.
La información es PODER!!!

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *