Francisco Hurtado Delgado

Podemos entender comúnmente a un delito como, la acción u omisión tipificada y penada por la ley, que atenta además contra la misma; pero en caso particular, el objeto es comprender que significa un delito electoral, razón por la que se cuestiona ¿Qué pone en peligro la comisión de un delito electoral?
Esencialmente, los delitos electorales atentan contra el voto que debe ser universal, libre, directo, personal, intransferible y secreto. Los delitos electorales tienen una doble función: primero, la tutela del proceso electoral en general y; segundo, la tutela de las garantías políticas tal y como lo describe Jorge Reyes Tayabas en su libro de reflexiones sobre los delitos electorales.
Los sujetos que cometen delitos electorales son los particulares, funcionarios electorales o partidistas, candidatos, organizadores de actos de campaña, ministros de cultos religiosos, servidores públicos, y diputados y senadores electos. Muchos de estos sujetos, por supuesto que son los creadores de la conducta realizada y el dolo que es esencial. Mi maestro Zaffaroni consideraba al dolo como querer el resultado atípico, en otras palabras, de querer la voluntad realizadora del tipo del objetivo.
Esencialmente, las hipótesis delictivas atentan contra la libertad de votar y finalmente contra la equidad de la contienda electoral. Pero si se tuviera una cultura democrática en nuestro país, todas estas prácticas serían innecesarias de cometer; es decir, si fuéramos cumplidos con el respeto irrestricto a la ley y en la parte ética, no existirían las sanciones a la comisión de estas conductas.
Lo anterior, nos permite concluir como se dijera coloquialmente: “la ley requiere de más dientes y sobre todo filosos”, para que cualquier individuo, piense antes de actuar ilícitamente y, sobre todo, que esas conductas lesionen nuestro sistema de elecciones y particularmente la voluntad de la mayoría del electorado. Nuestra democracia se protege con la existencia de los delitos electorales, pero sobre todo, a nuestra libertad de elección.

*Por presuntamente distraer más de 1MDP que estaban destinados a la rehabilitación de un puente y a la construcción de otro más; también la ex tesorera fue vinculada por Peculado

La Fiscalía Anticorrupción obtuvo vinculación a proceso por los delitos de Peculado y Ejercicio Ilícito del Servicio Público, de Francisco «N» ex presidente de Zacatepec, en tanto, la ex tesorera municipal Claudia Tulia “N” también fue vinculada por Peculado, ambos por presuntamente estar relacionados con la distracción de más de un millón 238 mil pesos del Fondo de Aportaciones Estatales para el Desarrollo Económico de los Municipios (FAEDE) del año 2017.

De acuerdo con la investigación que la Fiscalía Anticorrupción de Morelos realizó, relacionada con la carpeta FECC/446/2019, el dinero estaba destinado a la rehabilitación del puente de la colonia Independencia, a un costado del sifón camino a Poza Honda y la construcción de un puente de acceso colonia Poza Honda, obras aprobadas en acta de cabildo del 7 de agosto de 2017, sin embargo, esto nunca se llevó a cabo.

Presuntamente, Francisco “N” distrajo un millón 238 mil 949 pesos con 34 centavos, a favor del empresario Fernando “N” y Martín “N”, quien fungía como Director General del Sistema de Conservación de Agua Potable y Saneamiento del Ayuntamiento de Zacatepec, a través de la triangulación de recursos, ya que se realizaron varias transferencias electrónicas a Fernando “N”, así como la entrega de cheques, por la cantidad total antes mencionada, dinero que le entregó a Martín “N”.

Mientras que la tesorera presuntamente tuvo conocimiento de lo sucedido y no evitó que se realizaran todos los pagos a Fernando “N”, incumpliendo con lo ordenado por la Ley de Coordinación Hacienda del Estado de Morelos y la Ley de Presupuesto Contabilidad y Gasto Público del Estado de Morelos, ya que ella y el alcalde firmaron la solicitud de pago de las dos obras, las cuales no fueron realizadas, afectando gravemente el patrimonio del Ayuntamiento de Zacatepec.

Ante los más de 40 datos de prueba presentados por la Agente del Ministerio Público y la sólida argumentación realizada, la juez vinculó a proceso al ex alcalde de Zacatepec Francisco “N” y a la ex tesorera Claudia Tulia “N”, además a ambos se les impuso como medida cautelar, no acercarse a las instalaciones del Ayuntamiento de Zacatepec; en tanto, se concedieron dos meses de plazo para el cierre de la investigación relacionada con la causa penal JCJ/096 /2020.

De acuerdo con el artículo 20 constitucional, toda persona imputada tiene derecho «A que se presuma su inocencia mientras no se declare su responsabilidad mediante sentencia emitida por el juez de la causa».

*Apoyar el deporte es formar seres humanos de calidad, excelencia y valores éticos, afirmó el gobernador

En una acción más a favor del deporte, sano desarrollo y esparcimiento de las familias, el gobernador Cuauhtémoc Blanco Bravo inauguró la remodelación del campo deportivo Raymundo “El Toques” Guerrero, de la colonia 3 de mayo, municipio de Emiliano Zapata.

“Apoyar el deporte en todas sus expresiones es alentar a formar seres humanos de calidad, excelencia, con los valores éticos que tanto necesita nuestro país”, aseguró Blanco Bravo, ante niños y jóvenes de diversos equipos de fútbol, entrenadores y padres de familia.

La nueva imagen del espacio deportivo se concretó a través de la Secretaría de Obras Públicas del Gobierno del Estado, con una importante inversión para colocar césped sintético, sistema de electrificación y luminarias, así como módulos de sanitarios con su debido equipamiento.

El mandatario invitó a las familias a cuidar las nuevas instalaciones y “cuando los tiempos mejoren” -ante la pandemia por Coronavirus- hacer uso diario de este digno espacio, que ha sido mejorado para el beneficio integral de los habitantes de la colonia 3 de mayo.

Agregó que tanto en el deporte como en la vida personal, las niñas, niños y jóvenes deben trazarse metas y esforzarse día a día hasta conseguirlas, para lo cual es muy importante el acompañamiento de mamás y papás.

La disciplina y el entrenamiento permanente son la clave para alcanzar el éxito; sin embargo, la práctica de cualquier deporte siempre debe acompañarse con los estudios académicos, destacó el Gobernador, quien también entregó material deportivo a equipos de esa localidad.

Luego de cortar el listón inaugural, Cuauhtémoc Blanco se trasladó al machón de penalti para realizar un tiro a la portería, el cual fue atajado por el portero Joaquín Díaz, del equipo Tusos Zapata.

En esta inauguración participaron Pablo Ojeda, secretario de Gobierno; José Manuel Sanz, jefe de la Oficina de la Gubernatura; Germán Villa, director general del Instituto del Deporte y Cultura Física del Estado de Morelos; Isaac Terrazas, director de Desarrollo del Deporte.

Además de Samuel Sotelo, consejero Jurídico del Poder Ejecutivo local; Brenda Espinoza, diputada federal; Dalila Morales, diputada local y Fernando Aguilar, presidente municipal de Emiliano Zapata.

Se fortalecerán las localidades de Cuautla, Emiliano Zapata, Jiutepec, Temixco, Xochitepec y Yautepec

El gobernador Cuauhtémoc Blanco Bravo entregó de patrullas y motopatrullas a municipios con recursos de FORTASEG 2020, lo cual señaló viene a reforzar la seguridad territorial en materia de reacción y proximidad social.

Con ello, destacó que la Comisión Estatal de Seguridad Pública (CES) a través del Mando Coordinado Policía Morelos, fortalece y da continuidad a los trabajos de prevención del delito.

Aprovechó para reiterar de manera tajante y clara que su gobierno no pacta ni negocia con la delincuencia, “hacerlo sería traicionar a quienes depositaron su confianza en nosotros y rompería nuestro código moral”.

Dicha entrega constó de 13 motocicletas, 20 pick up de proximidad y 7 pick up de reacción, con una inversión de 19 millones 226 mil 600 pesos; las unidades serán destinadas a las labores de prevención en las diversas colonias de los municipios de Cuautla, Emiliano Zapata, Jiutepec, Temixco, Xochitepec y Yautepec.

En el acto, el mandatario estatal invitó a los presidentes municipales a seguir trabajando coordinadamente en esta misión de brindar bienestar a la población, “porque este proyecto que es Morelos es un compromiso de todos”.

El Comisionado Estatal de Seguridad, Almirante Ret. José Antonio Ortiz Guarneros, manifestó que para el Gobierno del Estado y la CES Morelos es de suma importancia tener las policías equipadas para que cumplan con el objetivo de recuperar la paz y tranquilidad en el estado.

“El objetivo es fortalecer la labor de las policías y atender de manera eficiente a los ciudadanos del estado de Morelos”, resaltó.

En su intervención, la presidenta de Temixco, Jazmín Solano López, mencionó que estas acciones permiten a los municipios generar condiciones para poder salir adelante en el tema de seguridad; asimismo, con la suma de esfuerzos esto será posible.

A la entrega de patrullas y motopatrullas acudieron José Manuel Sanz Rivera, Jefe de la Oficina de la Gubernatura; Pablo Ojeda, secretario de Gobierno estatal; Samuel Sotelo Salgado, consejero Jurídico; y Raúl Anaya Rojas, delegado federal para los Programas de Bienestar Social en Morelos.

Así también los alcaldes de Emiliano Zapata, Fernando Aguilar Palma; Yautepec, Agustín Alonso Gutiérrez; Cuautla, Jesús Corona Damián; Jiutepec, Rafael Reyes Reyes y Xochitepec, Alberto Sánchez Ortega.

Perspectiva Electoral

Por Marcos Pineda

El régimen hegemónico construido por las cúpulas políticas que, al mismo tiempo, brindó estabilidad política y aletargó el avance de la democracia en México, incluyó en el sistema a las organizaciones corporativas. Entre ellas a los sindicatos, que cobraron mucha fuerza dentro del sistema político y electoral.

El sistema estaba diseñado de tal forma que hacía imposible concebir a una organización sindical plenamente autónoma. Todas nacían y crecían, o en su caso se extinguían, bajo la sombra de un compromiso partidario. Aunque las leyes prohibieron la afiliación y el voto corporativo, reconociendo una contradicción entre estos y el ejercicio individual y libre de los derechos políticos, el sistema siguió engullendo a las organizaciones sindicales, perpetuando en las dirigencias a quienes les eran útiles y manejables. Sólo cuando un líder representaba un riesgo para el statu quo se le veía caer en desgracia o acinarse en la marginación política. Los líderes de los sindicatos llamados blancos, estaban al servicio del poder y no de los trabajadores.

Por supuesto, tal escenario era un caldo de cultivo perfecto para el crecimiento de la corrupción y el clientelismo electoral. Los sindicatos, si bien eran autónomos en su operación y finanzas internas, se debían a un proyecto político dictado desde las cúpulas, con quienes negociaban posiciones electorales y administrativas, haciendo inclusive cierto tipo de tradiciones sobre qué le tocaba a cada quién, según su capacidad de movilización electoral.

Así, los aliados consentidos del régimen eran la Central de Trabajadores de México (CTM), El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) y la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del estado (FSTSE). Con ello cubrían tres grandes, digamos sectores de trabajadores con gran capacidad de movilización electoral, adscritos a la iniciativa privada, el magisterio y la burocracia. La libertad y la democracia sindical eran solamente parte de un discurso justificador de una compleja maquinaria de simulación al servicio de los poderosos. 

Hoy, en el discurso oficial del presidente de la República, se dice que todo ha cambiado. Pero no es cierto. Y no nada más porque los sindicatos no han dejado de estar al servicio del poder, ni porque se les sigue percibiendo y siguen siendo utilizados como medio de control corporativo de voluntades políticas que deberían funcionar de manera individual, sino porque el compromiso partidario, que alguna vez fue estable, ahora es objeto de vaivenes, pero siempre con la tendencia de apoyar y ganarse los favores del régimen en turno, negociando candidaturas y puestos en el gobierno.

Los sindicatos siempre estuvieron presentes en los procesos electorales y en la conformación de nuevos partidos políticos, arreglándoselas para aparentar que no violaban las leyes electorales, y ya entrado el siglo XX, incursionaron en la creación de sus propios partidos políticos. Los casos de Nueva Alianza, Fuerza Social por México y Redes Sociales Progresistas y de sus líderes son claros ejemplos al respecto.

Nada ha cambiado, sólo el partido en el poder y algunas reglas que, como antes, igual servirán para aparentar que se ha revitalizado la democracia sindical y se respeta la libertad individual. Han salido de escena, del foco público, los liderazgos que se volvieron incómodos o inconvenientes, cediendo sus asientos a quienes, hoy por hoy, como los de antes, son aliados del régimen vigente, en un sistema político que no ha cambiado y sigue viendo en las corporaciones un medio ideal de manipulación electoral de grandes sectores poblacionales. Pero que ya no es tan eficiente como lo fue, dado que los electores se han dado cuenta que la soledad de la urna es su mejor arma contra el control corporativo de sus preferencias electorales.

Y para iniciados

Así es como Gabriela Bañón Estrada, líder del magisterio local, y pieza fundamental del agonizante partido Nueva Alianza en Morelos, está en pláticas para trabar una alianza que le permita, no necesariamente obtener una candidatura para sí misma, de preferencia plurinominal y con posibilidades reales de lograrse, sino que pudiera ser también para su hija, que en el camino quedó sin alcanzar el registro de un partido político local, bajo su mando. Puede ser que lo consiga, ya que ninguno de los nuevos partidos políticos legalmente puede hacer alianza con Morena y dos de ellos provienen de la esfera sindical y, por tanto, no representan obstáculo para concretar la alianza. 

Excelente martes.

La información es PODER!!!